Medicamentos en PAMI: Pérez busca garantizar cobertura completa

El Diputado fueguino del Frente para la Victoria busca que los medicamentos para jubilados sean totalmente gratuitos en todo el país. “La medida de disminuir el listado de medicamentos gratuitos para los jubilados, pone en grave riesgo la calidad de vida de nuestros adultos mayores”, argumentó Pérez.

El diputado de Tierra del Fuego por Frente para la Victoria (FpV), Martín Pérez, presentó un proyecto de ley en el Congreso que busca garantizar la cobertura del 100 % por razones sociales, de medicamentos a afiliados del PAMI en todo el país.

El proyecto plantea la “derogación de Resolución 439/16 del INSSJP” y establece que “toda modificación al listado de especialidades medicinales estará sujeta a criterios de protección de los afiliados, garantizar la accesibilidad a los medicamentos y la continuidad de los tratamientos”.

En el marco de los fundamentos establecidos en el proyecto de ley, Pérez sostuvo: “Los jubilados y pensionados afiliados al PAMI empezarán a pagar más de 160 medicamentos que hasta ahora recibían gratuitamente, lo cual se inscribe en una lógica de avasallamiento de derechos adquiridos por los adultos mayores que no pretendemos sostener ni avalar”.

En el mismo sentido, el proyecto plantea que “no puede verse esta medida de forma aislada: de acuerdo a la Defensoría de la Tercera Edad de la CABA, el valor de la canasta básica del jubilado se proyecta hasta los $ 11.031 mensuales por el impacto directo que van a tener los aumentos anunciados (gas, agua, luz, transporte) más la suba general de precios”, a lo cual se agrega que “ese monto es un incremento de 28 % que valía esa misma canasta en noviembre de 2015, antes de la devaluación y demás medidas económicas y sociales aplicadas por el Gobierno”.

Pérez también mostró preocupación en cuanto a que “en los últimos tres meses, los precios de los medicamentos pegaron un salto de entre el 70 y el 144 %, y por tal motivo la medida de disminuir el listado de medicamentos gratuitos para los jubilados, pone en grave riesgo la calidad de vida de nuestros adultos mayores”.

Al respecto, en la fundamentación del proyecto agregó que “no estamos en contra de los controles y las auditorias, si estamos en contra de una posición estatal que perjudique deliberadamente a los más desprotegidos, se corra de cualquier garantía y avale medidas destinadas a distribución inequitativa de los recursos públicos en detrimento de la población que se pretende resguardar. En definitiva estamos hablando de la necesidad de sostener un Estado presente que siga protegiendo los más necesitados, garantizando un piso de asistencia, que no puede disminuir”.

Fuente: Hábil declarante